Walt Disney, el mago de Burbank

Introducción

Tras su muerte en California, en 1966, Walt Disney dejaba una larga carrera de ilustrador

Elias Disney, nacido en chicago el 5 de diciembre de 1901, llegaría a ser conocido en todo el mundo de la mano de sus personajes Mickey the Mouse, Minnie, Donald the Duck... antes de cumplir los treinta años. No está nada mal para un hombre que, en la mejor tradición norteamericana del self-made-man, empezó prácticamente de cero y que, sorprendentemente, no pasó nunca de ser un muy mediano dibujante. Efectivamente, a partir de 1926, momento en que los personajes de Disney empiezan a alcanzar notoriedad pública, el propio Walt dejó de contribuir, ni siquiera con una línea, a sus producciones y es cierto que de sus personajes famosos sólo el primero, el ratón Mickey, le debe su diseño original, también lo es que en la cabeza de Disney había algo mágico e indiscutible, algo fuera de lo común en sus ideas y en la forma de dirigir a su gente, que hizo de él un genio de la industria cinematográfica comparable a Charles Chaplin, según la opinión de H. G. Wells y Rene Clair.

Este sitio web utiliza cookies, propias y de terceros con la finalidad de obtener información estadística en base a los datos de navegación. Si continúa navegando, se entiende que acepta su uso y en caso de no aceptar su instalación deberá visitar el apartado de información, donde le explicamos la forma de eliminarlas o rechazarlas.
Aceptar | Más información